Los Viajes Ilustran



 

En teas humanas , que ni Dante en su “Divina Comedia” se pudo imaginar, se convirtieron cientos de personas en Tlahuelilipan, Hidalgo, por recolectar gasolina de una toma clandestina , hasta hoy el saldo es de 94 muertos más un gran número de heridos y medio centenar de desaparecidos que literalmente se hicieron cenizas en minutos.

Por coincidencia o no, con alevosía o no, esta noticia borró del escenario la muerte de Carlos Martin Bringas, socio de la cadena comercial más importante del país, abierto opositor del presidente López Obrador y del propio gobernador de Coahuila. 

Por lo que fuera, con o sin intención, dantescas escenas de horror y dolor que se viralizaron en las redes sociales a todos nos hicieron estremecer, y la propia televisión abierta mostró al mundo el sufrimiento de quienes envueltos en llamas corrían desesperados por el sembradío de alfalfa.

El huachicoleo es un delito de alto riesgo dado el elevado grado de explosividad de la gasolina, quienes la roban de los ductos lo saben pero entre cientos o miles de personas que se abalanzan por robar ante la euforia y el sopor por los olores contaminantes pierden el miedo y hasta escenas de personas fumando observamos en los medios ,y si lo analizamos fríamente y lo ponemos en contexto, son muy pocos los incidentes como este que se han producido ya que los robos en ductos  se repiten diariamente.

Este incidente debiera a todos hacer temer, sin embargo es tan lucrativo que a más de uno no le importara poner en riesgo su vida si con ello se ahorra dinero o tiene un beneficio económico por su venta.

Sin embargo al presidente López Obrador debiera darle una óptica diferente de cómo abordar el tema ya que ni la presencia militar amedrenta a una población enardecida y decidida a robar.

Y los ductos son indispensables, transportar la gasolina por pipas jamás será suficiente y los faltantes en las gasolineras no terminaran, así como las pérdidas para la industria, distribución y logística y las miles de horas hombre  en líneas de espera en las estaciones de servicio.

Hoy el Gobierno Federal enfrenta un problema social que bien se le puede salir de control ya que los deudos exigirán una reparación del daño y hasta en un movimiento político se puede convertir, sin mencionar los altos costos que cada herido le significara para el sector salud.

Es todo un reto acabar con el robo de gasolina, tanto la que se da intramuros de Pemex como el robo de ductos, sin embargo tan solo es un signo más de un país enfermo, que refleja la descomposición social en que vivimos por la falta de un estado de derecho, el que no existe por la impunidad que el sistema político a construido a su alrededor por la corrupción que en todos los niveles existe y que pareciera está arraigada al ADN de los mexicanos.

En otro orden de ideas finalmente después de años de alargar el proceso  se nombro al primer Fiscal General  en la persona de Alejandro Gertz Manero, cercano al Presidente y que lo convierte en un “fiscal carnal”, lo que la esencia de este nueva fiscalía trataba de evitar, así que su nombramiento por nueve años es una auténtica simulación que en poco o nada contribuirá a desterrar la impunidad de nuestro país.

Nombramiento mayoriteado por la bancada de MORENA al igual que la aprobación de la  Guardia Nacional, que si lo ponemos en contexto y lo analizamos profundamente era por mucho mejor la Ley de Seguridad Interior a la que se opuso López Obrador.

El camino probado es una Policía Federal, fuerte y suficiente, la cual se debe  construir, sin embargo es un hecho que se perderán otros seis años más.

Lo que pareciera no preocupar ,poco se habla de ello , es que el Ejecutivo Federal está tomando decisiones sobre la Constitución, sin apegarse a los procesos licitatorios a los que obliga la Ley , como es la compra directa de 571 pipas en Estados Unidos por valor de 85 millones de dólares, que no generarán riqueza y derrama en México, así como iniciar la construcción de la nueva refinería en Tabasco sin apegarse a los estudios de impacto ambiental , así como un tren maya que sin estudios de viabilidad financiera ya se echó a andar .

Parecieran decisiones de un Dictador, espero equivocarme.

Para rematar, en tanto Victoria se cae a pedazos los viajes turísticos del Edil solo hablan de irresponsabilidad y poner su foco de atención en asuntos a los que los victorenses nos importan muy poco o seguramente nada, sin embargo los viajes ilustran, y de gorra, “más mejor” dicen en el rancho.

  pensadorobles@yahoo.com.mx